Saltar al contenido
SEO

Posiciona tu web, hazlo tú mismo

posicionamiento web

Posicionarse en los resultados de búsqueda de Google puede tener un impacto fenomenal en el éxito de tu negocio. Puedes contratar la experiencia de una empresa de optimización en motores de búsqueda (SEO), o si tienes el tiempo, hay algunos cambios que puedes hacer por ti mismo en su sitio web.

Paso 1: Investigación de palabras clave

¿Qué palabras clave crees que escribirían tus clientes para buscar tus productos o servicios? Una palabra clave puede ser una palabra (por ejemplo, “optimización”), pero generalmente se prefieren varias palabras clave o frases de palabras clave, ya que son más específicas y tienen más probabilidades de ser lo que buscan sus clientes (por ejemplo, “zapatos con plataforma entera”).

Escribe tantas palabras y combinaciones de palabras clave como puedas pensar. Piensa en palabras alternativas. Considera las frases geográficas si son importantes para tu cliente (por ejemplo, “limpieza de la casa en _____________” en el espacio va una ciudad). Además, obten algunas ideas de los sitios web de tus competidores. Intenta hacer una lista de 20-30 frases de palabras clave.

Elije las dos frases de palabras clave que crees que serían las más buscadas. Pero también recuerda, cuanta más competencia haya para una palabra clave, más difícil será lograr las primeras clasificaciones (aunque no es imposible). Si deseas obtener una clasificación alta en Google para la palabra clave “seguro”, tienes un largo viaje por delante. Por lo tanto, haz tu mejor esfuerzo para seleccionar dos frases de palabras clave que sean las más relevantes para tu negocio pero que no sean vagas ni competitivas. Es una buena idea tener 2 o 3 palabras en cada frase (por ejemplo, “servicios de catering para bodas”)

Una vez que hayas seleccionado tus dos mejores frases de palabras clave, el siguiente paso te muestra cómo realizar algunas mejoras en tu página de inicio.

Paso 2: Copy web

Copy web se refiere a todas las palabras o texto en tu sitio web. Debido a que el contenido es el rey en el mundo de los motores de búsqueda, tus frases de palabras clave deben colocarse estratégicamente en tu página web para convencer a Google de que su contenido es muy relevante para esas palabras clave. Cuanto más prominentes sean, mejor. (Ten en cuenta que, por importantes que sean los motores de búsqueda, los clientes son lo primero, así que asegúrate de que tu copy también se lea bien).

Así es como puedes aumentar la prominencia de cada palabra clave:

• Coloca tus palabras clave en encabezados, preferiblemente al comienzo del encabezado.

• Incluir palabras clave en la parte superior de la página.

• Palabras clave en negrita o cursiva cuando sea apropiado.

• En lugar de tener un enlace a otra página que diga “Haga clic aquí para leer más”, modifícalo para incluir tus palabras clave, por, “Lea más sobre nuestro servicio de SEO “.

Un consejo importante es incluir también estas palabras clave en tu “etiqueta de título” HTML. Usa tu sistema de administración de contenido para hacer estos cambios tu mismo (WordPress lo hace automáticamente cuando lo configuras por primera vez), o quizás pídele a tu desarrollador web que lo haga si no estás seguro de cómo hacerlo.

Una vez que haya ajustado tu página de inicio, considera agregar nuevo contenido, como descripciones detalladas de lo que ofreces preguntas frecuentes y artículos informativos sobre tus productos y servicios. (Si no deseas escribirlos tú mismo, se pueden encontrar de forma gratuita en Internet; busque “directorio de artículos”) aunque siempre es mejor contratar un copywriter freelance o buscar quien venda textos en internet.

También es bueno tener en cuenta que los motores de búsqueda solo pueden leer texto, no imágenes. A menudo, los desarrolladores web incorporan palabras en las imágenes para que los visitantes del sitio web se vean mejor o usan animaciones, pero este es un impedimento importante para los motores de búsqueda. Mientras más pesada sea tu web al cargar, menos le va a gustar a los motores de búsqueda.

Paso 3: Enlaces

Cada enlace de otro sitio web a tu sitio web (no desde su sitio web) es considerado por los motores de búsqueda como un voto de popularidad para tu negocio y mejorará su clasificación.

Pero es la calidad, no la cantidad, de los enlaces lo que es crucial. Los otros sitios web deben ser relevantes para tu industria y, de preferencia, altamente respetados. Diez enlaces de calidad cuentan mucho más de 500 enlaces de sitios web arbitrarios. De la misma manera, tu red comercial personal puede tener un impacto significativo en el éxito de tu negocio, al igual que la red en línea que construyes en Internet.

Has una lluvia de ideas sobre todos los sitios web relevantes que podrían enlazar con tu sitio web, como empresas que no compiten y organismos y organizaciones de la industria. Escribe un correo electrónico amigable a cada uno describiendo el beneficio que sus visitantes obtendrían al conocer tu negocio, y solicita que creen un enlace a tu sitio web. La mayoría de las personas no responderán la primera vez, por lo que generalmente se requiere una llamada telefónica de seguimiento.

¿Cómo controlo mis resultados?

Controla tu clasificación en Google durante los próximos meses escribiendo las palabras clave elegidas en el cuadro de búsqueda y registrando su clasificación. También mira tus informes de alojamiento para comprender qué términos de búsqueda están utilizando tus visitantes para encontrar tu sitio web. También puedes usar Google Search Console para monitorear cómo está posicionando tu web, con qué palabras clave, la posición en la que se encuentra tu web en los resultados de búsqueda, otras palabras clave a través de las cuales los usuarios ven tu web, etc.

El proceso anterior también se puede repetir para cada página de tu sitio web. Recuerda seguir actualizando tu contenido y aumentar continuamente la cantidad de enlaces a tu sitio web.

A medida que aumenta tu clasificación, deberías ver un aumento correspondiente en el tráfico web y un aumento sustancial en las consultas de ventas. Asegúrate de registrar el origen de las consultas de tus clientes, para que pueda medir el éxito de tus esfuerzos de marketing.

Recuerde, si lo mides, puedes mejorarlo.